jueves, 8 de septiembre de 2011

De usos y costumbres, en Alemania y otros lares


Cuando visitamos un país, la mayoría recurrimos a las guías de viaje tradicionales o a Internet. Nos preocupa saber qué visitar, dónde comer o qué hoteles se ajustan mejor a nuestro presupuesto.

A pocos se les ocurre que temas como la propina, dónde sentarse en un taxi, qué ropa llevar o cómo saludar y dirigirnos a los demás puedan ser importantes. Yo soy de las que cree que cuanto más se conocen las costumbres de un país más se disfruta de él e intento practicarlo.

En Alemania es habitual sentarse al lado del conductor del taxi y no detrás, dar propina en bares y restaurantes redondeando la cifra al pagar, y no dejándola sobre la mesa, o dar entre 20 y 50 céntimos de euro a la persona que limpia los baños.

El alemán, se presenta y saluda de manera muy formal, la mayoría de la gente se trata de usted, incluso entre compañeros de trabajo, vecinos o conocidos. Aunque los dos besos en la mejilla se utilicen cada vez más entre gente joven o más cosmopolita, lo habitual sigue siendo dar la mano.

La primera vez que me presentaron a una chica alemana en un café de Bilbao, me acerqué para darle dos besos.

La mujer no debía saber mucho de las costumbres del país que visitaba y mi acercamiento la violentó. Como no entendía lo que pasaba, se echó incómoda hacia atrás y en lugar de poner la mejilla, empezó a revolverse y a girar el cuello porque no conseguía acoplarse al saludo de manera natural. Jamás hubiera pensado que aquello pudiera resultar tan difícil y sobre todo tan ridículo.

Me juré que jamás volvería a saludar a un extranjero de esta manera. Me acostumbré a dar la mano guardando las distancias, aún pensando que en algunas ocasiones un par de besos hubieran estado mejor.

Pero esta costumbre tuvo que adaptarse a otra cuando viví en México. El mexicano es tremendamente cariñoso y los besos y abrazos forman parte natural del saludo.

Dejo esta historia y otra sobre Egipto para el próximo post.

2 comentarios:

Miércoles dijo...

Si te gusta entrar en estos terrenos, aquí va una página curiosa:
http://www.ediplomat.com/np/cultural_etiquette/cultural_etiquette.htm
Lo que un diplomático debe saber cuando va a ciertos países. Egipto no está, pero ya contarás qué te parece la página sobre Alemania o la de España. A mi lo que conocía me gustó.

C.Ruiz dijo...

Miércoles, la página es estupenda, he leído Alemania y México y aunque lo puliría un poco, es bastante acertado.
Saludos